Home

Captura

http://r-v-s.su/news/2014/zuby-drakona

En Internet se ha extendido la noticia: en Subcarpacia se había creado el primer batallón de niños! De noticias como esta se pone la piel de gallina, enseguida recuerdas a los pequeños fanáticos islamistas o armados hasta los dientes batallones de jóvenes mercenarios en África. Si miramos más atrás los chicos de Hitlerunger con faustpatrones en un Berlín medio destruido, e incluso la trágica “cruzada de niños”.

Comprobándolo todo parece no tan grave y sensacional. Solo que al alcalde del pueblo Novitsa Micola Golovchak se le ha ocurrido mandar avisos de alistamiento a su pequeña nieta Anastasia, y después a otros niños del pueblo, donde uno es más pequeño que otro. Por las palabras del dirigente del pueblo su nieta misma había pedido ir a “Defender la Patria”, pero cuesta creerlo. Mirando a los ojos astutos de un tío bien alimentado, que sabe muy bien donde está la manteca en el bocata, se puede uno imaginar, que el deseo de sobresalir ante sus superiores y “salir en el televisor” había parido en la “lucida” cabeza de Golovchuk esta “brillante” idea.

Y ahora pequeña Anastasia y dos decenas de niños del pueblo más practican marcha por las calles bajo las banderas celeste-amarillas y rojo-negras, vestidos con coronas de flores y camisas tradicionales, cantan canciones patrióticas y recogen dinero para ayuda a los mercenarios. Dicen que ya han recaudado para un casco y un chaleco antibalas. Y los niños se divierten, y los tele espectadores lloran de emoción, y al astuto abuelo a lo mejor darán un premio u medalla.

Este niño de Kharkov, que ha protagonizado otro video nadie alagaba, le daban collejas y amenazas. A finales de junio él publicó en Internet un video llamamiento corto, en el cual llamaba a la resistencia antifascista y a la creación de la República Popular de Kharkov. Es difícil decir si esto había sido un acto patriótico sincero, o el chico estaba jugando a los “partisanos”. Y esto no importa.

Para ajustar cuentas con el chico ha venido una unidad entera de jóvenes y musculosos brutos, cinco como mínimo dirigidos por un líder adulto con lengua desatada, que había preferido no aparecer en cámara. Al tiempo que uno de los brutos con la mascara gritaba burdos insultos, que en traducción al idioma humano significaba promesas de pegarle, romper el teléfono, dar patadas o incluso rociarle con orina, este nazi con una amabilidad burlona convencía al chico a renunciar a sus palabras, a disculparse “ante el pueblo ucraniano”. Sorprende la resistencia que presenta de este escolar, que se quedó a solas con esta manada de lobos, tardaron tiempo en convencerlo. Seguramente los banderistas se alegraron sinceramente de su victoria, cuando el escolar asustado con la voz acartonada al final de todo había repetido repitiéndolo tras ellos lo que le mandaban decir. Y había de que, “los héroes” entre los seis han doblegado al chaval!

Asi los niños resultan ser rehenes de la situación de una guerra civil de adultos. A unos les meten en la cabeza desde pequeños un fervor patriótico, cambiando de lugar el dia y la noche, haciendo parecer una guerra civil por una agresión por parte de Rusia y la operación de castigo por la defensa de la Patria. De otros, con amenazas y verdadero terror intentan sacar cualquier principio de opinión propia, un patriotismo verdadero y no el de pacotilla. Otros hasta hace poco morian bajo los bombardeos, y no se sabe cuanto durará el alto el fuego. Y cuantos niños han perdido su casa, cuantos sufren por la falta de lo más necesario: el agua, la comida…

Pero lo más grave es el ataque a la conciencia infantil. Aquellos que saltaban el pasado invierno en Maidan y en verano había ingresado a las filas del Ejercito Nacional y se ha dirigido a matar a sus propios compatriotas, el odio hacia Rusia y a los “moscales” se habia educado desde pequeñitos. Y ahora gente, que apartan los ojos y dicen mentiras hacen que en estas almas infantiles se instale para siempre la enemistad y la guerra. Para que las coronas de flores y camisas tradicionales se conviertan en uniformes militares de los “batallones infantiles”. Para que nadie pueda ni rechistar contra el impuesto a todos culto a los “héroes” de los balandristas.

Pero es necesario pensar en esto, para entender, que Donbass que se levantó lucha también por estos chicos, por su salud mental, y el corazón libre de este odio que mata.

Marina Alexandrova. RVS.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s